FILOSOFÍA DE NUESTRO TRABAJO

Nuestra filosofía de trabajo a la hora de afrontar un nuevo proyecto consiste en realizar una labor exhaustiva de las verdaderas necesidades del cliente, a nivel económico y funcional.

A esta premisa unimos una serie de condicionantes: un análisis en profundidad del emplazamiento aprovechando los recursos naturales que nos aporta el lugar: sol, aire, agua y tierra, aplicación de criterios de bioclimatismo y donde el ahorro energético cobra especial importancia.

Nuestro enfoque también incorpora el uso de materiales de construcción adecuados y saludables. Se debe considerar su uso en cada caso en función de:

  • sus cualidades térmicas ,
  • sus cualidades acústicas ,
  • su contribución como inercia térmica
  • y por último su precio.

De esta manera vamos modelando  las bases que nos guiarán a lo largo de todo el proceso arquitectónico.

Integramos los factores bioclimáticos con la bioconstrucción para alcanzar estándars de bajo consumo.

Arquitectura Bioclimática.

El objetivo último de la arquitectura bioclimática es conseguir el confort térmico interior del edificio. Para ello, tanto en el diseño como en la construcción, deben tenerse en cuenta varios factores/aspectos. En primer lugar es fundamental integrar todos los parámetros naturales del entorno, como el territorio, el clima, el microclima, la orientación, los vientos dominantes o la humedad. La elección adecuada de los materiales, la gestión óptima del agua así como un buen aislamiento de la vivienda, también son aspectos determinantes; además, es fundamental utilizar los sistemas tradicionales de la Arquitectura Popular adaptándolos al modo actual de construir y a las nuevas tecnologías.

Si seguimos estas premisas el resultado será una construcción más integrada y respetuosa con el medio, más agradable y más económica, ya que con el propio diseño del edificio se consigue el nivel interior de confort con un consumo de energía mínimo o nulo.

El estándar de bajo consumo.

Se trata de ir un paso más allá y cuantificar el consumo energético limitando la demanda de calefacción y refrigeración. Se trata estándares para conseguir viviendas de bajo consumo energético. Su filosofía se basa en proyectar viviendas con un enfoque bioclimático, como se comento anteriormente, con un buen sistema constructivo en el que prima el aislamiento y mediante un programa informático se realiza un seguimiento continuo del proceso de proyecto para lograr el confort térmico interior con valores muy bajos o nulos de calefacción o refrigeraccion. Entre ellos están el Passivhaus, Minergie, Maison Pasive..

Ver más…

Bioconstrucción.

La bioconstruccion estudia las relaciones holísticas (integrales) del ser humano con su entorno edificado residencial y laboral.
La bioconstrucción persigue obtener una relación equilibrada entre la naturaleza y el proyecto de construcción. La bioconstrucción respeta la naturaleza y la usa en beneficio del hombre sin perjudicarla ni alterarla.  Analiza todo el proceso constructivo desde un punto de vista holístico, teniendo en cuenta aspectos sociales, materiales, ecológicos y energéticos.

A %d blogueros les gusta esto: